1380105941305

A lo largo de cuatro décadas, Oliver Stone ha permanecido obsesionado con un tema: Estados Unidos. De hecho, especialmente en el periodo de su carrera comprendido entre ‘Salvador’ (1986) y ‘Nixon’ (1995), su tema de cabecera ha sido la insania que aparentemente ha impulsado a su país durante la segunda mitad del siglo XX tanto dentro de sus fronteras como fuera de ellas. read more