article_euthanasie

Médicos de Francia buscan aprobar eutanasia en “casos excepcionales”

article_euthanasie
El anuncio coincide con la publicación de una carta abierta al mandatario, firmada por unos 250 médicos de toda Francia (66 millones de habitantes), en la que piden clemencia contra un médico, recientemente condenado por haber practicado la eutanasia en siete ocasiones.

(NoticiaCristiana.com).

El Consejo Nacional de la Orden de Médicos de Francia, planteó el jueves, por primera vez, que un colegio médico permita en una “sedación terminal” de pacientes en fin de vida que hayan hecho al respecto “pedidos persistentes, lúcidos y reiterados”.

La Orden de Médicos aluden a un “deber de humanidad”, y desean que esos casos de “ayuda a morir” medicalizada sean utilizados solamente en casos excepcionales como “agonías prolongadas” o dolores “incontrolables”, a los que la ley actual no aporta respuestas.

El gobierno de François Hollande, sin embargo, ni siquiera ha comenzado a «estudiar» un posible proyecto de ley, porque en Francia, la eutanasia activa está calificada jurídicamente de asesinato o envenenamiento con predemitación, y puede castigarse con cadena perpetua. La eutanasia pasiva está calificada como un delito de «no asistencia a persona en peligro de muerte».

Entre 1998 y 2005, la legislación francesa comenzó a facilitar «el fin digno» de los pacientes «víctimas del acoso terapeutico». En la práctica jurídica, casi todos los casos relacionados con la eutanasia pasiva han sido castigados sin severidad, con penas más o menos simbólicas.

La Ley Leonetti de 2005, siempre en vigor, autoriza ciertos tratamientos que permiten aliviar el dolor y «acortar» la vida del paciente, con su acuerdo.

El mes de julio del 2012, el presidente Hollande, anunció que pediría un informe al Comité Nacional de Ética, con el fin de «estudiar» una «posible evolución» de la legislación que sigue prohibiendo y castigando la eutanasia activa.

El anuncio coincide con la publicación de una carta abierta al mandatario, firmada por unos 250 médicos de toda Francia (66 millones de habitantes), en la que piden clemencia contra un médico, el doctor Nicolas Bonnemaison, recientemente condenado por haber practicado la eutanasia en siete ocasiones, en un hospital de Burdeos.

El doctor Bonnemaison, puede ser expulsado de su Colegio profesional y de su trabajo, en un hospital público. 250 médicos piden una intervención excepcional del jefe del Estado, para evitar su condena definitiva.

Fuente: ABC

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.