2015-07-01_170206

Hoy es Domingo: Preparando el escenario profético con una canción

2015-07-01_170206

Canciones y profecías. Ustedes se preguntarán, ¿cuál es el escenario profético que está montandose detrás de todo este show? Los invito a que consideren la siguiente información:

Hoy es Domingo: el nuevo tema de Diego Torres

Según el medio local, “La canción fue compuesta por Diego Torres junto a Yotuel, Beatriz Luengo y Antonio Rayo bajo la producción de Julio Reyes y Rafael Arcaute. Una canción con una melodía muy especial que cuenta con el aporte del reconocido Rubén Blades.” (Fuente: TN.com.ar)

La letra, además de pegadiza y un estilo muy latino, destaca las virtudes del día domingo como día de descanso. Envuelve un día de la semana en situaciones comunes por lo menos, para todo latinoamericano. Con sutileza, también destaca el domingo como día no laboral, un conflicto que está a las puertas en varias provincias de la República Argentina, y que será el detonante final de la apostasía Norteamericana.

Video de la Cancion

Letra de la Canción:

Como me gusta estar de nuevo en casa
Y despertarme lleno de su olor
A ese café de la mañana
Que siempre corre hasta la cama
Y duerme hasta el despertador

Hoy tengo cita con la almohada
Y una reunión con e ventilador
Una salida con mi perro
Por que no entiende de pretexto
Y dejo en pausa mi sillón

Hoy, hoy es domingo
No hay compromisos con el reloj
Porque hoy, hoy es domingo
No hay nada mejor

Te saco un vino en la cocina
Y un buen asado espera en el carbón
Aunque tengamos mil problemas
Hoy descansamos de las penas
Alimentando el corazón

Que nadie rompa este momento
Es día de celebración
Hay que brindar por la alegría
Afuera la mala energía
Por que mañana lunes se acabo

Hoy, hoy es domingo
No hay compromiso con el reloj
Porque hoy, hoy es domingo
No hay nada mejor (x2)

Hoy es domingo y no es bueno para trabajar
Hoy es domingo, el día para disfrutar
Mañana es un día de fiesta, no me lo discuta usted
Que yo tengo el almanaque, en español y en ingles

Hoy es domingo y no es bueno para trabajar
Hoy es domingo, el día para disfrutar
Pero que mira que cuando se encuentran
Dos latinos siempre da igual
Que lunes, que martes, que miércoles
Que siempre domingo será

Hoy es domingo y no es bueno para trabajar
Hoy es domingo, el día para disfrutar
El domingo se va a misa, hablo de lo espiritual
Se reúne la familia y amigos, a celebrar

Fuente de la letra: DicelaCancion.com

Analisis de la Letra

Repasemos algunos parrafos en cuestión:

“Hoy es domingo y no es bueno para trabajar”

Como ya hemos dicho por estos medios en otra oportunidad, el asunto del trabajador y un día de descanso es absolutamente lógico y necesario para los tiempos en que vivimos. La pregunta que uno debiera realizarse es: ¿Y POR QUÉ EL DOMINGO? ¿Por qué el domingo “no es bueno para trabajar” y si de lunes a sábados? ¿Es una lógica cultural latina? ¿Cual es la respuesta sin tanta salsa, sin vueltas? El domingo no tiene lazos con el trabajador, con el Estado, ni con el ciudadano. Solamente tiene lazos con la RELIGIÓN, y sobre todo, con la RELIGIÓN que IMPUSO el día domingo como día de descanso.

“Es un hecho generalmente admitido por los protestantes, que las Sagradas Escrituras no autorizan en ninguna parte el cambio del día de reposo. Esto se confirma en publicaciones de la Sociedad Americana de Tratados y la Unión Americana de Escuelas Dominicales. Una de estas obras reconoce “que el Nuevo Testamento no dice absolutamente nada en cuanto a un mandamiento explícito en favor del día de reposo, o a reglas definidas relativas a su observancia”. George Elliott, The Abiding Sabbath, 184. { CS 441.2; GC.447.2 }
Otra dice: “Hasta la época de la muerte de Cristo, ningún cambio se había hecho en cuanto al día”; y, “por lo que se desprende del relato bíblico, los apóstoles no dieron […] mandamiento explícito alguno que ordenara el abandono del séptimo día, sábado, como día de reposo, ni que se lo observara en el primer día de la semana”. A. E. Waffle, The Lords Day, 186-188.
Los católicos romanos reconocen que el cambio del día de descanso fue hecho por su iglesia, y declaran que al observar el domingo los protestantes reconocen la autoridad de ella. En el Catecismo católico de la religión cristiana, al contestar una pregunta relativa al día que se debe guardar en obediencia al cuarto mandamiento, se hace esta declaración: “Bajo la ley antigua, el sábado era el día santificado; pero la iglesia, instruida por Jesucristo y dirigida por el Espíritu de Dios, sustituyó el sábado por el domingo; de manera que ahora santificamos el primer día y no el séptimo. Domingo significa día del Señor, y es lo que ha venido a ser”.
Como signo de la autoridad de la Iglesia Católica, los escritores católicos citan “el acto mismo de cambiar el sábado al domingo, cambio en que los protestantes consienten, […] porque al guardar estrictamente el domingo, ellos reconocen el poder de la iglesia para ordenar fiestas y para imponerlas so pena de incurrir en pecado”. H. Tuberville, An Abridgement of the Christian Doctrine, 58.” (Ellen White, “El Conflicto de los Siglos”, pp.441-442)

Hoy es domingo, el día para disfrutar”

Ya desde los días en que el domingo fue impuesto a la cristiandad como día de reposo, encontramos que el domingo debía remplazar el verdadero día de reposo -sábado- y como estrategía se impuso un ayuno para entristecer el día sábado (ya profetizado en Isaías 58):

“El Obispo de Roma, especialmente el papa Silvestre, que coincide en plena transfusión Constántiniana (a. 314-335), exige la celebración de “todos los domingos” en honor de la resurrección de Jesucristo, y legisló sobre el ayuno en sábado, para convertirlo en un día triste sin atractivo alguno 147.” (Fuente: ContestandoTuPregunta.org)

“Mañana es un día de fiesta, no me lo discuta usted “

Este es el carácter del sistema al que representa: No hay discución, no hay analisis. Es domingo, y punto. Es el día del trabajador, sin ningún tipo de argumentación lógica que la de serlo en y para si. Nadie hasta ahora ha sabido darle otra explicación que esa, explicaciones circulares y con argumentaciones suficientemente validas para guardar tanto el domingo como cualquier otro día.

Que yo tengo el almanaque, en español y en ingles”

Y aquí llegamos al punto que esclarece todo este asunto: No hay discución, porque el almanaque lo tiene él. Según la profecía bíblica, un sistema político-religioso se levantaría para cambiar “los tiempos y la ley” (Daniel 7:25). En el siglo IV, este poder impuso un cambio en el día de descanso, introduciendo un día de reposo espurio en contraste al día establecido por el Creador, el 7º día sábado. En el siglo XVI, el papa Gregorio realiza una reforma al calendario, sin alterar el ciclo semanal, haciendose dueño este sistema religioso del calendario a nivel mundial.

Sin embargo, de todas los versos de la canción, dejaron lo mejor para el final. Tal vez tenga que ver con la introducción y aceptación de verdades comunes para terminar afirmando el único argumento valido para guardar y respetar el día domingo como día de descanso. Escuchen bien:

“El domingo se va a misa, hablo de lo espiritual
Se reúne la familia y amigos, a celebrar

Diego Torres fue concluyente al afirmar que “el domingo se va a misa”, ligando lo espiritual con lo laboral y familiar. Y volvemos a repetir hasta el cansancio: no es pecado ligar lo espiritual con lo laboral y familiar. El problema es la estrategia para conjugar situaciones comunes y problemas reales con argumentos falsos. El domingo es dia de descanso porque la Iglesia Católica, a lo largo de la historia lo instituyo así. No fue por gracia de ninguna organizacion política, obrera, sindical, ONG, agrupaciones en pro de la familia. Ninguna de ellas. Y es por este motivo que el único objetivo de la canción es simplemente llevarnos camino a Roma, adormeciendo nuestras conciencias y dejando nuestro pensamiento y voluntad de acción en manos de instituciones y organismos que predican paz y seguridad, y cuando querramos darnos cuenta será demasiado tarde.

Diego Torres y la conexión religiosa

Es difícil olvidar uno de los temas más trillados del artísta, sin ligarlo a uno de los eventos que de seguro marco su carrera. “El 3 de mayo de 2003 cantó “Color esperanza” en Madrid en la Jornada Mundial de la Juventud, con al Papa Juan Pablo II.25 Siendo visto por un millón de personas de todo el mundo, y dedicado a su gran amiga Marina Luccane.” (Fuente: Wikipedia). Si ligamos este evento, su invitación a un encuentro de la juventud católica y entendemos que fue al papa Juan Pablo II que tuvo como oyente de lujo, entenderemos mejor las conexiones que existen entre el artísta y la institucion.

Ese domingo, 3 de mayo de 2003, hace 12 años quedo grabado en su memoria. Pero aún más llamativo es que haya tenido ese contacto con quién trabajo de manera incansable para que el domingo fuese establecido a nivel mundial como día de adoración.

“El día 7 de julio de 1998 se hizo pública la Carta Apostólica Dies Domini (El Día del Señor), un documento del Papa Juan Pablo II dedicado al domingo, fiesta genuinamente cristiana que en los últimos años, debido al creciente ambiente secularizado, está sufriendo un deterioro.[…]

El Papa levanta ahora su voz para reivindicar, a escala universal el valor del domingo. Lo hace mediante la mencionada carta apostólica. Se trata de una llamada a la sociedad de tradición cristiana para que no olvide el sentido profundamente humanizador del ritmo semanal y trabaje por recuperar los valores del domingo. Es también el primer documento pontificio en la historia Iglesia dedicado a explicar de manera extensa la significación litúrgica, teológica y pastoral del domingo, en este caso siguiendo el Concilio Vaticano II.” (Fuente: Mercaba.org)

Diego Torres relató impactante experiencia paranormal

A principios de este año, “El cantante argentino contó que, tras un accidente, sintió en carne propia cómo su alma abandonaba su cuerpo”

“Diego Torres contó que, años atrás, durante un accidente en carretera, tuvo una experiencia paranormal que lo marcó para siempre, pues sintió cómo su alma abandonaba su cuerpo para luego regresarlo a la vida.

A su paso por el programa “Línea de tiempo”, Diego Torres relató que a lo largo de toda su existencia ha tenido experiencias espirituales importantes, sobre todo ligadas a su madre, quien de acuerdo a lo relatado por él tuvo una buena cantidad de vivencias de este tipo.

En su caso particular, Diego Torres explicó que, durante un accidente que sufrió en una carretera camino del Mar del Plata, sintió cómo su alma dejaba su cuerpo.

“En el momento del vuelco yo sentí el desprendimiento del alma del cuerpo. Fue la única vez que sentí que me moría. Sentí como que yo estaba viendo todo eso desde afuera, si bien venía volcando… La camioneta dio tres tumbos, hasta que cayó en la canaleta y cuando paró, sentí como el alma me volvió al cuerpo. Sentí el desprendimiento del alma al cuerpo”, dijo Diego Torres.

El cantante aclaró que con su historia no tenía la intención de “hacerse el místico”, pero explicó que tuvo otra experiencia similar con su padre.

“Cuando mi viejo murió estábamos todos mis hermanos alrededor. Con mi mamá, vi sus ojos que me despedían por última vez. Pasa algo en la mirada de los seres humanos cuando se produce la muerte. Esos famosos 21 gramos que pesa el alma. Hay algo que no tiene explicación y por eso aparecen las religiones, porque de alguna manera lo tenemos que explicar. ¿Cómo se explica la fe?, concluyó Diego Torres.” (Fuente: ElComercio.pe)

Escenas del Video para considerar

Posiciones de Yoga – Espiritismo ligado a la adoración del Domingo

2015-07-01_165614

Tatuaje Islámico – Ecumenismo

2015-07-01_165701

100 Hechos Bíblicos para guardar el Sábado y no el Domingo

¿POR QUÉ GUARDAMOS EL SÁBADO? ¿Cuál es el objetivo de guardar el sábado? ¿Quién lo creó? ¿Cuándo fue hecho y para quién? ¿Qué día es el verdadero sábado? Muchos guardan el primer día de la semana; es decir, el domingo ¿Con qué autoridad bíblica hacen esto? Algunos guardan el séptimo día; es decir, el sábado. ¿En qué parte de la escritura se basan para ello? Expuestos de manera clara y sencilla, tal y como los expone la Palabra de Dios, he aquí los hechos relacionados con ambos días:

  1. Después de haber trabajado los primeros seis días de la semana durante la creación de la Tierra, el gran Dios reposó en el séptimo día. (Génesis 2:1-3).
  2. Esto selló ese día como el día de reposo, día sábado de Dios, puesto que sábado significa ‘día de descanso’. A modo de ilustración: cuando una persona nace en cierto día, ese día se convierte en su cumpleaños; por lo tanto, al descansar Dios en el séptimo día, ese día llegó a ser su día de reposo, o sábado.
  3. Por lo tanto, el séptimo día siempre será el día de reposo de Dios. ¿Puede usted cambiar su cumpleaños; es decir, el día en que nació por otro día en el cual no nació? ¡No! Así tampoco puede usted cambiar el día de reposo de Dios por otro día en el cual no descansó. Por esa razón, el séptimo día es y seguirá siendo el día de reposo de Dios.
  4. El Creador bendijo el séptimo día. (Génesis 2:3).
  5. El santificó el séptimo día. (Éxodo 20:11).
  6. Lo estableció como día sábado en el Jardín del Edén. (Génesis 2:1-3).
  7. Fue establecido antes de la caída [antes del pecado]; por lo tanto, no es un tipo [representación], dado que los tipos no fueron introducidos sino mucho tiempo después de la caída.
  8. Jesús dijo que fue hecho para el hombre (Marcos 2:27); es decir, para la raza humana, ya que la palabra hombre aquí tiene un sentido global y total; por lo tanto, es tanto para judíos como gentiles.
  9. Es un monumento a la Creación. (Éxodo 20:11; 31:17). Cada vez que reposamos en el séptimo día, conmemoramos ese gran evento, tal como Dios descansara en la Creación.
  10. Fue dado a Adán, cabeza de la raza humana. (Marcos 2:27; Génesis 2:1-3).
  11. Y siendo él nuestro representante, lo legó a toda la humanidad. (Hechos 17:26).
  12. No representa ninguna institución judía, dado que fue establecido 2,300 años antes de que existiera judío alguno.
  13. La Biblia nunca lo llama el sábado judío, sino que siempre lo llama “el sábado del Señor tu Dios”. El ser humano debería tener cuidado de la forma como estigmatiza al santo día de descanso de Dios.
  14. Se hace una referencia muy evidente al sábado y a la semana de siete días, en toda la edad patriarcal. (Génesis 2:1-3; 8:10-12; 29:27-28, etc).
  15. Era parte de la Ley de Dios antes del Sinaí. (Éxodo 16:4, 27-29).
  16. Entonces Dios lo colocó en el corazón de su Ley Moral (Éxodo 20:1-17). ¿Por qué le dio esa posición si no era igual a los otros nueve preceptos, que la mayoría admite y dice que son inmutables?
  17. El séptimo día como sábado fue ordenado por la voz del Dios viviente. (Deuteronomio 4:12-13).
  18. Luego Él escribió el mandamiento con su propio dedo. (Éxodo 31:18).
  19. Él lo gravó en tablas de piedra, indicando su naturaleza imperecedera. (Deuteronomio 5:22).
  20. Fue sagradamente preservado en el Arca dentro del lugar santísimo. (Deuteronomio 10:1-5).
  21. Dios prohibió trabajar en sábado, aun en los días más agitados. (Éxodo 34:21).
  22. Dios destruyó a los israelitas en el desierto porque profanaron el sábado. (Ezequiel 20:12-13).
  23. Se constituye en la señal del Dios verdadero, señal mediante la cual sabremos diferenciar al Dios verdadero de los dioses falsos. (Ezequiel 20:20).
  24. Dios prometió que Jerusalén permanecería para siempre si los judíos guardaban el sábado. (Jeremías 17:24-25).
  25. Dios permitió la cautividad de los judíos en Babilonia porque ellos quebrantaron el sábado (Nehemías 13:18).
  26. Dios permitió la destrucción de Jerusalén por haber violado el sábado. (Jeremías 17:27).
  27. Dios ha pronunciado una bendición especial para todos los gentiles que lo guarden. (Isaías 56: 6-7).
  28. Está en la profecía, la que en su totalidad se refiere a la dispensación cristiana. (Ver Isaías 56).
  29. Dios ha prometido bendecir a todo aquel que guarde el sábado. (Isaías 56:2).
  30. El Señor nos pide que lo llamemos “glorioso”. (Isaías 58:13). Deben tener cuidado quienes se deleitan en llamarlo “el antiguo sábado judío”, “yugo de servidumbre”, etc.
  31. Después de haber sido pisoteado durante “muchas generaciones”, el santo sábado será restaurado en los últimos días. (Isaías 58:12-13).
  32. Todos los santos profetas guardaron el séptimo día.
  33. Cuando el Hijo de Dios estuvo en la Tierra, durante toda su vida guardó el séptimo día. (Lucas 4:16; Juan 15:10). De este modo, siguió el ejemplo de su Padre en la Creación. ¿Acaso no hallaremos seguridad en seguir el ejemplo de ambos, Padre e Hijo?
  34. El séptimo día es el día del Señor. (Ver Apocalipsis 1:10; Marcos 2:28; Isaías 58:13; Éxodo 20:10).
  35. Jesús es el Señor del sábado (Marcos 2:28); esto es, para amarlo y protegerlo, lo mismo que el esposo es señor de su esposa, quien la ama y la cuida (1 Pedro 3:6).
  36. El vindicó el sábado como una institución de misericordia, diseñada para el bienestar del hombre. (Marcos 2:23-28).
  37. En lugar de abolir el sábado, cuidadosamente enseñó cómo debería ser observado. (Mateo 13:1-13).
  38. Él enseñó a sus discípulos que no hicieran nada en el día sábado, salvo sólo aquello que fuera “lícito” (Mateo 12:12).
  39. En los cuarenta años después de la Resurrección, los apóstoles, mediante sus oraciones, ponían un especial interés en el día sábado, según la instrucción que Jesucristo les había dado. (Mateo 24:20).
  40. Las mujeres piadosas que estuvieron con Jesús guardaron cuidadosamente el séptimo día después de su muerte. (Lucas 23:56).
  41. Treinta años después de la resurrección de Cristo, el Espíritu Santo expresamente lo llama “día sábado”, (Hechos 13:14).
  42. Pablo, el apóstol de los gentiles, lo llamó “día sábado” en el año 45 D.C. (Hechos 13:27) ¿Ignoraba Pablo esto? O ¿creeremos a los modernos maestros que afirman que éste dejó de ser el día de reposo en la resurrección de Cristo?
  43. Lucas, el historiador cristiano inspirado, escribiendo en la tardía fecha del año 62 D.C, lo llama “día sábado”. (Hechos 13:44).
  44. Los gentiles, conversos al cristianismo, lo llamaban sábado. (Hechos 13:42).
  45. En el gran concilio Cristiano, d.C., y ante la presencia de los apóstoles y miles de discípulos, Santiago lo llama “día sábado”. (Hechos 15:21).
  46. Era de uso común tener reuniones de oración en este día. (Hechos 16:13).
  47. Pablo leía las Escrituras en reuniones públicas durante este día. (Hechos 17:2-3).
  48. Era costumbre de él predicar en ese día. (Hechos 17:2-3).
  49. Solamente el libro de los Hechos rinde un registro en donde se describe a Pablo celebrando 84 reuniones en este día. (Ver Hechos 13:14,44; 16:14; 17:2; 18:4-11).
  50. Nunca hubo disputa alguna entre cristianos y judíos en cuanto al día sábado. Esto prueba que los cristianos todavía observaban el mismo día que los judíos.
  51. En todas sus acusaciones en contra de Pablo, nunca lo acusaron por tratar con indiferencia el día sábado. ¿Por qué no lo hicieron ya que, según muchos, él no lo guardaba?
  52. Sin embargo, Pablo mismo declaró expresamente que él había guardado la Ley. “Ni contra la ley de los judíos, ni contra el templo, ni contra César he pecado en nada”. Hechos 25:8. ¿Cómo podría creérsele esto si él no guardaba el sábado?
  53. El sábado es mencionado en el Nuevo Testamento 59 veces, y su mención siempre se hace con respeto; y reviste el mismo título que tenía en el Antiguo Testamento, “el día sábado”.
  54. Ni una sola palabra se menciona en todo el Nuevo Testamento en cuanto a si el sábado fue abolido, suprimido, modificado, o algo parecido.
  55. Dios nunca ha autorizado a hombre alguno trabajar en este día. Querido lector, ¿con qué autoridad usa usted el séptimo día para realizar labores comunes?
  56. Nunca ningún cristiano en el Nuevo Testamento, ni antes ni después de la Resurrección, realizó tareas ordinarias en el séptimo día. Encuentre un caso al respecto, y entonces haremos la pregunta: ¿por qué los modernos cristianos deberían obrar diferente que los cristianos de la Biblia?
  57. No hay ningún registro de que Dios haya retirado su bendición o santificación del séptimo día.
  58. Así como el sábado fue observado en el Edén antes de la caída, también será observado eternamente en la Tierra Nueva después de que ésta haya sido restituida. (Isaías 66: 22,23).
  59. El séptimo día como sábado era una parte importante de la ley de Dios, ya que provino de su propia boca, y fue escrita con su propio dedo sobre las tablas de piedra en el Sinaí. (Ver Éxodo 20). Cuando inició su obra, Jesús expresamente declaró que Él no había venido a destruir la Ley. “No penséis que he venido para abrogar la ley o los profetas” Mateo 5:17.
  60. Jesús severamente condenó a los fariseos como hipócritas por pretender amar a Dios, mientras que ….

40 Hechos Bíblicos en Relación con el Domingo

  1. El primer escrito en la Biblia habla de trabajo hecho el domingo, el primer día de la semana. (Génesis 1:1-5). El Creador mismo hizo esto. Si Dios hizo la tierra en un domingo, ¿será indigno que nosotros trabajemos los domingos?
  2. Dios manda a los hombres que trabajen el primer día de la semana. (Éxodo 20: 8-11). ¿Acaso hay algo de malo en obedecer a Dios?
  3. Nunca fue guardado por alguno de los patriarcas.
  4. Nunca fue guardado por alguno de los santos profetas .
  5. Por expreso mandato de Dios, su pueblo santo usó el primer día de la semana como un día de trabajo común por al menos 4,000 años.
  6. Dios mismo lo denomina día de “labor”. (Ezequiel 46:1).
  7. Dios no reposó en él.
  8. Él nunca lo bendijo.
  9. Cristo no reposó en él.
  10. Jesús fue carpintero (Marcos 6:3), y se desempeñó en este oficio hasta los treinta años de edad. Él guardó el sábado y trabajó seis días en la semana, como todos lo admiten. Por lo tanto, trabajó arduamente los domingos.
  11. Los apóstoles trabajaron en este día en ese mismo tiempo.
  12. Los apóstoles nunca reposaron en él.
  13. Cristo nunca lo bendijo.
  14. Nunca ha sido bendecido por ninguna autoridad divina.
  15. Nunca ha sido santificado.
  16. Nunca se dio ley alguna para hacer que se respetara su observancia, por lo tanto no es una transgresión trabajar en él. “Donde no hay ley, no hay transgresión”. Romanos 4:14 (También ver 1ª Juan 3:4).
  17. El Nuevo Testamento, en ninguna parte prohíbe el trabajo hecho en él.
  18. No existe pena alguna para quienes lo quebrantaran.
  19. No se promete ninguna bendición para quienes lo observaran.
  20. No se provee de ningún reglamento en cuanto a cómo debería ser observado. ¿Acaso sería así si en el propósito del Señor estuviera que lo guardáramos?
  21. Nunca es conocido como el sábado [descanso] cristiano.
  22. Nunca, en absoluto, es conocido como día sábado.
  23. Nunca es llamado día del Señor.
  24. Ni una sola vez es llamado día de reposo.
  25. Ningún título sagrado, de cualquier tipo, se le aplica alguna vez. Entonces, ¿por qué deberíamos llamarlo santo?
  26. Se conoce simplemente como “el primer día de la semana”.
  27. Hasta donde sabemos, Jesús, de ninguna manera, jamás lo mencionó, nunca de sus labios se oyó pronunciar este nombre.
  28. La palabra ‘domingo’ nunca, en absoluto, tiene lugar en la Biblia.
  29. Ni Dios ni Cristo, ni hombres inspirados, mencionaron una sola palabra a favor del domingo como un día santo.
  30. El primer día de la semana se menciona solamente ocho veces en todo el Nuevo Testamento. (Mateo 28:1; Marcos 16:2, 9; Lucas 24:1; Juan 20:1, 19; Hechos 20:7; 1ª Corintios 16:2).
  31. Seis de estos textos se refieren al mismo primer día de la semana.
  32. Pablo dirigió a los santos para considerar sus asuntos seculares en ese día. (1ª Corintios 16:2).
  33. En todo el Nuevo Testamento tenemos un solo registro de una reunión religiosa que tuvo lugar en ese día, pero incluso se trató de una reunión por la noche. (Hechos 20:5-12).
  34. No existe insinuación alguna que hayan realizado alguna reunión en este día, antes o después de esto.
  35. No era costumbre de ellos reunirse ese día.
  36. No existía algún requerimiento para partir el pan en ese día.
  37. Tenemos el registro de una sola instancia en la cual se dio esto. (Hechos 20:7).
  38. Esto se realizó después de la media noche. (Versículos 7-11). Jesús la celebró el jueves al anochecer (Lucas 22), y los discípulos la celebraban cualquier día (Hechos 2:42-46).
  39. En ninguna parte de la Biblia se menciona que el primer día de la semana conmemora la resurrección de Cristo. Esto es tradición de hombres, lo cual contradice la Ley de Dios. (Mateo 15:1-9). Es el bautismo lo que conmemora la muerte y resurrección de Cristo. (Romanos 6:3-5).
  40. Finalmente, el Nuevo Testamento guarda absoluto silencio respecto a cualquier cambio en el día sábado o de adjudicar santidad alguna al primer día.

*Reimpreso de una octavilla publicada por la Review and Herald Publishing Association cerca del año 1885.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.