600x0_642994

Elevan el nivel de alerta ante la amenaza de Corea del Norte

 600x0_642994
Corea del Sur y los Estados Unidos afirmaron que ya se constituye en una “amenaza vital”, debido a las próximas pruebas de lanzamiento de misiles por parte de los norcoreanos

El comando integrado de las fuerzas estadounidenses y surcoreanas elevó de 3 a 2 el nivel de alerta –el nivel 1 es sinónimo de guerra, el 4 equivale a tiempos de paz– alegando una “amenaza vital”, indicó un responsable militar a la agencia surcoreana Yonhap.

Un lanzamiento de misil puede producirse “en cualquier momento a partir de ahora”, declaró el ministro surcoreano de Relaciones Exteriores, Yun Byung-Se, ante el parlamento, y advirtió a Pyongyang que semejante acto provocaría nuevas sanciones de parte de la ONU.

Ese lanzamiento podría coincidir con la visita a Seúl del secretario de Estado estadounidense John Kerry y del jefe de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, que llegarán a la capital surcoreana el viernes.

Corea del Norte está “jugando con fuego”, lamentó este miércoles el secretario de Defensa norteamericano, Chuck Hagel. “Con su retórica bélica, sus acciones, Corea del Norte está deslizándose muy cerca de una línea peligrosa y no ayuda a calmar una situación volátil”, dijo el jefe del Pentágono, que recordó que Estados Unidos está “totalmente preparado para enfrentar cualquier contingencia”.

El régimen norcoreano, ignorando las advertencias de China, su vecino y aliado, desplegó la semana pasada en su costa oriental dos misiles Musudan, con un alcance teórico de 4.000 kilómetros, es decir, con capacidad para llegar hasta Corea del Sur, Japón o la isla estadounidense de Guam.

La inteligencia militar surcoreana afirma que el Norte está dispuesto a efectuar un disparo que podría producirse en torno al 15 de abril, día de nacimiento del fundador de la República Democrática Popular de Corea, Kim Il-Sung, muerto en 1994.

Japón también se declaró el miércoles en “estado de alerta” para interceptar cualquier misil que amenace su archipiélago. La víspera, misiles Patriot habían sido desplegados en el centro de Tokio y en torno a la capital.

Pyongyang, furioso tras la nueva serie de sanciones adoptadas por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas después del ensayo nuclear de febrero y de las actuales maniobras militares entre Estados Unidos y Corea del Sur, ha multiplicado en las últimas semanas las declaraciones guerreras y amenazantes.

También molesta por la reacción de parte de la comunidad internacional, que califica sus amenazas de pura retórica, Corea del Norte ha subido el tono con amenazas de guerra “termonuclear” y aconsejando a los extranjeros que abandonen el país.

Fuente: Infobae

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.