El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ordenó estudiar la posibilidad de reducir la jornada laboral a cuatro días y medio y ampliar el fin de semana en un día, declarando festivo el domingo que en la actualidad es laborable.
Netanyahu designó a su asesor económico y presidente del Consejo nacional Económico, Eugene Kandel, para estudiar la cuestión, que tendría importantes consecuencias económicas, sociales y religiosas.
El viceprimer ministro Silvan Shalom, quien había propuesto la medida, argumentó que se debe “pasar a un largo fin de semana, tan pronto como sea posible, de acuerdo con todos los países del mundo desarrollado”
De acuerdo a lo puntualizado por el diario Haaretz, el plan prevé que el sábado y domingo sean festivos y el viernes sería un día de trabajo hasta el mediodía.
Kandel espera establecer un comité integrado por todos los ministerios pertinentes para examinar las implicaciones de la propuesta.
Netanyahu admitió que el asunto era un tema complejo y requiere un examen serio desde varios ángulos, económicos, sociales, religiosas e ideológicas.
El fin de semana en Israel se celebra los viernes y sábados, aunque tanto las tiendas como las oficinas están abiertas el viernes a la mañana.
Los días festivos en el país comienzan al caer la noche del día anterior, como marca el judaísmo, por lo que la noche del viernes es ya jornada sabática, sagrada y de descanso para esa confesión.
Shalom aseguró que la iniciativa cuenta con la aprobación de la Asociación de Fabricantes de Israel, las Cámaras de Comercio, la Unión de Autoridades Locales, la Asociación de Hoteles, los sindicatos de maestros, el Consejo Nacional Económico y el Director General de la Oficina del Primer Ministro.
Dos miembros de la Knesset del Likud, Zeev Elkin y Yariv Levin, presentaron un proyecto de ley sobre la introducción de un fin de semana largo.
La iniciativa tenía como intención obligar al gabinete a que tome una decisión en este sentido.
Shalom propuso que el fin de semana sería el sábado y el domingo, mientras que la semana de trabajo sería de lunes a viernes al mediodía. “A cambio del fin de semana largo, vamos a trabajar media hora más por día”, agregó.
Uno de los motivos de la propuesta fue la ausencia de un “verdadero” fin de semana en Israel, como en el resto del mundo occidental.
Más del 75 por ciento de la población mundial y el 100 por ciento de la población del mundo desarrollado han adoptado los sábados y domingos como días de descanso.
Shalom dijo que el cambio sería bueno para la economía de Israel.
La medida también dará lugar a una semana escolar de cinco días, lo que significaría la introducción de una hora en la escuela y la obligación de ofrecer un almuerzo en los establecimientos escolares. read more

SE APROXIMA rápidamente el tiempo cuando el poder de las uniones laborales será muy opresivo. Una vez y otra el Señor ha instruido a los miembros de su pueblo a que saquen sus familias de las ciudades y las lleven al campo, donde puedan cultivar sus propias provisiones, porque en el futuro el problema de comprar y de vender será muy serio. Ahora deberíamos prestar atención a la instrucción que se nos ha dado vez tras vez: Salid de las ciudades e id a los distritos rurales, donde las casas no están apiñadas unas al lado de otras, y donde estaréis libres de la interferencia de los enemigos (Carta 5, 1904). EGW

Miércoles, 07 de Diciembre de 2011

___________________________________________________________________________________________

Delegados de varias provincias destacaron el ejemplo que constituye la sanción de una ley provincial que contemple el descanso dominical para los empleados de comercio del Chaco. “Nos sentimos muy reconfortados por el apoyo nacional, siendo nuestra provincia la primera en lograr este reconocimiento para los trabajadores”, aseguró desde Buenos Aires Roque Shulz, secretario General del Centro Empleados de Comercio en alusión a la ley impulsada por el diputado chaqueño Fabricio Bolatti.Shulz presidió el Congreso Nacional Ordinario de la Federación Argentina de Empleados de Comercio y Servicios (Faecys), que convocó a más de 600 congresales del país en el Parque Norte de Buenos Aires, en noviembre.En el encuentro se analizaron temas de la actualidad nacional, como efecto de los aumentos de precios en el poder adquisitivo de los mercantiles y su repercusión en los salarios. Además se ratificó el respaldo a la gestión de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner; se celebró que a partir de 2012 el Día del Empleado de Comercio sea feriado nacional para el sector (26 de septiembre) y que otra ley garantice aportes a la obra social por jornada completa a trabajadores con tiempo parcial.La clausura estuvo a cargo del titular de la Federación, Armando Cavalieri, y el chaqueño Shulz, quienes coincidieron que en las próximas paritarias el gremio debe continuar recuperando el salario y avanzando en el trabajo social de la educación y la salud.

La Faecys agrupa a trabajadores de actividades comerciales y servicios, de la actividad bancaria, medios de comunicación, organizaciones sin fines de lucro, entre otros. Es uno de los grandes sectores del sindicalismo argentino. read more